Es hora de decir adiós a lo que está en mi mente y no en mi realidad



¿Te has dado cuenta de todas las veces que pensamos miles de cosas de los demás, pero en realidad no sabemos si es verdad o si es mentira? Es como vivir en una fantasía, donde yo creo todo lo que pienso, pero en realidad ni siquiera está sucediendo afuera.



Como cuando tu pareja tarda en responder un mensaje e inmediatamente piensas que está con alguien, que no le importas, que está enojado, etc.; y muchas veces solo no responde porque está ocupado, pero no significa que no te quiera o no le importes.

O en otro extremo, creemos que una persona nos ama; planeamos una vida a su lado y resulta que ni siquiera le gustamos, pero depositamos tantas expectativas por el anhelo de ser amados que no podemos ver cómo nos tratan o la forma en que se presenta en nuestra vida.

Eso que vivimos a diario, se llama exceso de futuro, a causa de un pasado que no hemos logrado sanar. Por ende no nos deja vivir en el presente, no disfrutamos lo que tenemos y mucho menos somos felices.

La verdad es que la única forma de salir de ahí, es haciéndonos cargo, sanando nuestras heridas y aceptando que la única persona que te hace daño con tantas creencias eres tú mismo, depositando en las otras cosas que no les corresponden. 



Luego andamos por ahí diciendo que ahora somos personas frías porque alguien nos lastimo, o porque dimos mucho y no recibimos nada, cuando la verdad es que nadie te pidió que lo hicieras. 

He visto a muchas personas, más particularmente mujeres, preguntándose una y mil veces porque su pareja les sigue siendo infiel, si ya lo perdonaron tantas veces y con ello le demostraron "su amor". Luego cuando él se enamora finalmente de una de las "amantes" y termina yéndose, se preguntan ¿que hice mal?, ¿en verdad es necesario responder? 

También, a muchas decir ¿quién podría fijarse en mí? si estoy tan fea, gorda, tonta... y la respuesta es muy sencilla, la verdad es que nadie. ¿Cómo alguien más podría fijarse en ti si ni tú puedes apreciarte ni aceptarte? para ser amado primero debes amarte tú, y no esperar a que el otro te valide.



Es hora de comenzar de nuevo, de soltar ideas erróneas sobre el amor romántico, de conformarte con migajas para no aceptar tu responsabilidad y el miedo que te da enfrentar tu soledad. La verdad es que detrás del miedo hay tantas cosas hermosas que nos perdemos por miedo al miedo, que vivimos una vida sin vivir, soñando, deseando, anhelando, pero no disfrutamos nada de lo que tenemos, y ya basta, es hora de hacer algo por ti, porque la verdad es que:

Nadie va hacer por ti lo que tú mismo no hagas. Porque todas las personas de nuestro alrededor por mucho que nos amen no pueden hacerse cargo de nosotros, y no estarán ahí por siempre pero tu sí. La verdad es que la única persona sin la cual no puedes vivir eres tú mismo.

No te preocupes, muchas de nuestras heridas nos acompañan desde la infancia, y tal vez no somos responsables de ellas, pero si de lo que hacemos con ellas cuando somos adultos. Otras tantas las vamos formando a lo largo del camino y con todo ello creamos nuestra percepción del mundo, una percepción que solo tú tienes y que no precisamente significa que sea la más sana, sobre todo cuando sientes que no estás siendo feliz.

Empecemos a aceptar que somos humanos así como el hecho de que nos equivocamos. Trabajemos en ello para poder disfrutar del presente, y no tienes que hacerlo solo, puedes pedir ayuda, ir a terapia, existen muchos recursos; solo tienes que tomar un poco de energía de esa que siempre existe para hacer el último esfuerzo y utilizarla para dar ese paso, puedes escribirme a la página si quieres iniciar tu terapia.


Recuerda que todos los cambios siempre comienzan por ti, por tu decisión de no darte por vencido y luchar por ti, con amor: 


Comentarios

Entradas más populares de este blog

La forma en la que se van, te lo dice todo

Voy a pedirte como ultimo favor: No me pidas que seamos amigos

Lo que sucede cuando termino una relación y aún sin sanar me involucró en otra